Electores sepultaron políticamente a ARENA y al FMLN en febrero de 2021

Electores sepultaron políticamente a ARENA y al FMLN en febrero de 2021

Los partidos políticos nacidos de la guerra y la posguerra, ARENA y FMLN, respectivamente, comenzaron su agonía con la derrota electoral en las elecciones presidenciales del 3 de febrero de 2019 y fueron enterrados políticamente en los comicios de alcaldes y diputados celebrados el 28 de febrero de 2021.

El analista Geovani Galeas explicó que en el primer evento electoral el bipartidismo fue derrotado después de haber gobernado El Salvador por 30 años, de los cuales 20 años fueron tricolor y 10 fueron rojos.

«Las cúpulas de ARENA y el FMLN tienen gravísimos problemas con la justicia, algunos se dieron a la fuga. Digamos que se fueron los generales y al mando de una tropa diezmada y disminuida se quedaron los cabos y los sargentos. Entonces, ¿qué tienes ahora? Dos partidos que son un cascarón, una sigla, nada más», expresó Galeas.

ARENA (que aspiraba retomar el control del Ejecutivo luego de 10 años) y el FMLN (que anhelaba retener el poder para un tercer quinquenio) fueron derrotados por Nayib Bukele, quien tomó posesión del cargo de presidente el 1.º de junio de 2019.

Los dos partidos tradicionales bloquearon el trabajo del mandatario desde el Poder Legislativo, el cual controlaban con la mayoría calificada, e impidieron la aprobación de créditos que el Ejecutivo solicitó para atender la seguridad pública y la pandemia por la COVID-19.

Ese bloqueo concluyó el 1.° de mayo de 2021, cuando tomaron posesión de sus cargos los nuevos diputados de la Asamblea Legislativa (56 de Nuevas Ideas), después de ganar con amplio respaldo popular las elecciones del 28 de febrero de ese año. ARENA obtuvo 14 diputados de la Asamblea Legislativa (tres por cociente y 11 por residuo).

De esos solo retiene 10, porque cuatro ya renunciaron, aunque la dirigencia tricolor no reconoce la dimisión de Margarita Escobar, quien fue electa por la circunscripción de San Salvador. También ganó 35 alcaldías (34 con su bandera y una en coalición con el PCN), pero ya renunciaron 23; por tanto, conserva 12 sillas municipales a escala nacional.

Los funcionarios públicos que dimitieron del tricolor señalaron falta de liderazgo y abandono del partido y sus dirigentes después de los resultados electorales desfavorables de 2019 y 2021.

Por su parte, el FMLN ganó cuatro diputados (uno por cociente y tres por residuo) en la Asamblea Legislativa. Ninguno ha dimitido; sin embargo, tienen diferencias internas que los dividen en dos bloques: Marleni Funes con Jaime Guevara (jefe de la bancada efemelenista) y Anabel Belloso con Dina Argueta.

A escala municipal ganó 30 alcaldes, pero ya renunciaron siete luego de denunciar falta de liderazgo partidario. Por el momento, retiene 23 alcaldías.

Para el analista Mauricio Rodríguez, ese ex partido de Gobierno «mal haría con intentar o pretender» participar en las próximas elecciones, «sabiendo que su talente, su fuerza, no existe» debido a las renuncias y las derrotas electorales de 2019 y 2021 que lo sepultaron.

Recientemente, el gerente general de CID Gallup, Luis Haug, explicó que el FMLN tiene el 2 % de preferencias de la población y ARENA el 3 %. Sumando ambos apenas alcanzan un 5 %, que los pone muy cerca del abismo político para que les den el último adiós.

Lea También