Elecciones en EE UU: Biden y Obama unen fuerzas en Pensilvania

Elecciones en EE UU: Biden y Obama unen fuerzas en Pensilvania

Con las elecciones de medio mandato en EE UU a la vuelta de la esquina, los partidos buscan cerrar la campaña por lo alto, en un intento por amasar la mayor cantidad de participación de su maquinaria posible, en unos comicios que se auguran verdaderamente reñidos entre los demócratas y los republicanos por el control del Senado, la Cámara de Representantes y el poder territorial en EE UU.

Los últimos tres presidentes estadounidenses se han dado cita en Pensilvania, un estado simbólico en la historia norteamericana y clave para alcanzar la victoria en los comicios legislativos de este martes. El exmandatario Barack Obama ganó la región en 2008 y en 2012, el magnate Donald Trump se lo arrebató a los demócratas en las presidenciales de 2016, para finalmente quedar en manos de Joe Biden en 2020.

Publicidad 254815

Por ello, Biden ha unido fuerzas con su predecesor, uno de los pesos pesados del partido y uno de sus mejores oradores, para asegurar que el respaldo de Obama movilice a los votantes de cara al martes. Ambos han encabezado un mitin político en un recinto universitario en la emblemática ciudad de Filadelfia, la actual metrópolis donde se firmó la declaración de independencia del Reino Unido y donde se redactó la Constitución estadounidense.

El evento ha sucedido a unos 400 kilómetros de Latrobe, una pequeña ciudad de unos 8.000 habitantes elegida por Trump para su propio acto de campaña de la “marea roja”, como se refieren los republicanos a la posible victoria que les auguran muchos sondeos. La tendencia parece favorecer a los conservadores a nivel nacional, pero las claves están en unos pocos distritos.

Los escaños en juego que podrán voltear la tortilla a favor de uno u otro partido, al menos en el control del senado, son tres curules repartidos entre Georgia, Nevada y Pensilvania. En este estado, el lugar de origen de Biden, la disputa está entre el actual gobernador progresista, John Fetterman, y el médico de origen turco aliado de Trump, Mehmet Oz, conocido como Dr. Oz por sus apariciones en televisión. La gobernación está entre el actual fiscal general Josh Shapiro y el senador estatal ultraderechista Doug Mastriano.

Biden, Obama y Trump apelan al voto en Pensilvania

En Latrobe Trump reiteró sus denuncias de fraude electoral de hace dos años, mientras que Biden zanjó que su victoria fue legítima. El magnate dedicó su discurso a cargar contra la “izquierda radical” y los demócratas criticaron a los “republicanos de MAGA”, en referencia al lema trumpista Make America Great Again. La división, a cada punta del estado, retrató a la perfección la realidad de este lugar de unos 13 millones de habitantes, la quinta entidad federal en población, aunque hubo reportes de que ninguno de los dos mítines albergó a los más de 10.000 asistentes previstos en el aforo, sino que se quedaron cortos.

Biden recitó que Pensilvania es el “alma de América”, y lanzó su discurso. “Amigos, (faltan) tres días, tres días hasta una de las elecciones más importantes de nuestra vida. El resultado va a dar forma a nuestro país en las próximas décadas, y el poder de dar forma a ese resultado está en vuestras manos”. “Hoy nos enfrentamos a un punto de inflexión, uno de esos momentos que se dan cada varias generaciones. Uno de esos momentos en los que se mirará hacia atrás dentro de unos años”, añadió.

“Los derechos fundamentales están en la papeleta. La verdad, los hechos, la lógica, la razón y la decencia están en la papeleta. La democracia está en la papeleta”, ha sentenciado Obama al final del evento, en medio de vítores, sin chaqueta y con la camisa arremangada. “Entiendo que la democracia no parezca una prioridad en este momento, cuando los precios de la gasolina están altos y las facturas del supermercado son elevadas. Pero dejadme deciros algo: hemos visto a lo largo de la historia, hemos visto en todo el mundo, lo que sucede cuando se renuncia a la democracia”, ha animado el exmandatario a acudir a las urnas.

Trump por su parte ha llegado a su evento en el Aeropuerto Regional Arnold Palmer. Bajó las escalerillas del avión al ritmo de God Bless the USA, una canción patriótica del cantante country Lee Greenwood que se ha vuelto tradicional en sus mítines. Nada más al subirse a la tarima el magnate arremetió contra la “pequeña” concentración demócrata frente a su “gran” multitud, a la que ha agitado después de que esta semana asomara la posibilidad de anunciar su intención, probablemente para el 14 de noviembre, de recuperar la Casa Blanca para 2024. @mundiario

It’s good to get out the vote with @BarackObama in Philadelphia a few days before this critical election. pic.twitter.com/FUWrTHf9x4

— Joe Biden (@JoeBiden) November 6, 2022

Lea También